Actividades de invierno: leer cuentos en la biblioteca

Evidentemente con un alma tan curiosa e inquieta en casa como lo son todos los niños de dos años, es muy dificil decir, hijo ven a entretenerte un poquito con tus juguetes, porque por mas que te sientes con tu hijo a jugar, a imaginar, bailar, cantar, ver dibujos y comentarlos cual partido de fútbol, te inventes tardes de magdalenas, festas de disfraces, etc, los niños necesitan cambiar de ambiente, necesitan salir, y si bien es cierto que lo mejor es estar al aire libre bien abrigaditos, tambien es cierto que hay días que no se puede. Para esos días una estupenda opción es ir a leer cuentos en la biblioteca.

www.laveradonna.es



Nunca es demasiado pronto para fomentar el amor a la lectura, ese amor se gesta con el hijo en el regazo de sus padres, leyendo cuentos, describiendo imágenes, inventando historias, reeditandolas, y así como todas las noches antes de ir a dormir es una excelente idea leer un cuento, tambien lo es ir por lo menos dos veces por semana a la biblioteca.

Las bibliotecas cuentan con salas infantiles, por una razón mas que lógica, los niños son ruidosos, inquietos, curiosos, si tienen una duda gritarán: mamáaaaa, por qué....????, si estan contentos o les hace gracia el cuento se reirán a carcajadas, si se fastidian puede incluso que nos deleiten con algún berrinche, así que tranquil@, puedes ir a la biblioteca con tus hijos cuando te apetezca, eso si, si son pequeños preparate para una visita corta.

Déjale explorar, que se haga con las instalaciones, #MiniMoi, en su segunda visita a la biblioteca intercambió las sillas de todas las mesas, hasta conseguir una que le gustara y allí nos sentamos.  

Ve a su ritmo. Lo normal es que en las primeras visitas quieran sacar todos los libros, llevar a la mesa uno y otro, ir y venir, porque para ellos, es un juego, tomará un poco familiarizarse.

www.laveradonna.es


Mantén la calma.  Poco a poco ve explicándole la razón de estar en ese sitio e invítale a leer un libro, incluso si está muy excitado con la novedad, puedes sentarte con él o ella en el piso, y allí mostrarle las páginas de algún libro.

Prefiere los cuentos con muchas imágenes y poco texto. Los niños son muy visuales, si logras que te diga que está viendo y lo describa, ya has cumplido el objetivo, si encima se interesa por que le cuentes una historia, la visita ha sido todo un éxito.

No esperes a que esté quieto mucho tiempo. Mi hijo mayor, tiene dos añitos. Como cualquier bebé de su edad está ávido de conocer el mundo, es intrépido, soñador, aventurero, inquieto, y muy travieso.  Pensar que niños de dos años de quedarán leyendo cuentos sentaditos por mucho tiempo es un tremendo error, pero eso no quiere decir que no les inculquemos este saludable hábito.

www.laveradonna.es


Si el niño no se interesa, no le presiones. Las primeras visitas a la biblioteca les excitan por la novedad, hay muchos libros, películas, muchas cosas que coger, todo libre, a su alcance, concéntrate en crear el hábito de ir periódicamente a la biblioteca, poco a poco se irá interesando en leer.

Solicita la tarjeta de la biblioteca. De ese modo podrás solicitar prestamos de libros  y peliculas, le puedes decir que escoja dos o tres que le gusten y llevalos a casa. Una vez leidos ve con tu peque a regresarlos, toda esta dinámica le hace sentir mayor e importante, y así ir a la biblioteca no será un rollo sino una satisfacción.

Observa los signos. Cuando veas que ya tu hijo no muestra interés por nada, sino que quiere cantar, gritar, treparse a las mesas, correr, es hora de marcharse. Puede que solo llevases diez minutos en la sala, o que solo haya dado tiempo de leer un libro, no importa, no lo presiones, iros a casa, ya otro día podréis regresar.

www.laveradonna.es


Con estos tips la visita a la biblioteca será mas sencilla, todo se resume a no tener expectativas muy altas, o al nivel de un adulto, recuerda que son niños y van a su ritmo. 

Lamentablemente las bibliotecas infantiles en España tienen la misma pedagogía que la escuela infantil, estan ideadas para que los niños se sienten en paz y en silencio, incluso con algún letrero que lo advierta, esto además de ridículo es desmotivador,  asi que el trabajo de los padres por motivarlos a ir a sitios como estos es realmente duro. Con cosas que no cuestan nada, seria posible hacer de estos sitios mas interesantes, sobre todo en una etapa donde se aprende jugando.  Almohadones en piso, unos columpios para leer distendidamente, mesas con juguetes de madera y tela con instrucciones que deban leer, actividades periódicas con cuentacuentos, teatros de marionetas, cosas que se pueden lograr incluso con voluntariado y no tienen por que costar nada a los ayuntamientos, pero en cambio lograrían que los niños amasen leer.

www.laveradonna.es


Si conoces una biblioteca infantil en España realmente kid friendly, cuéntanoslo, estos sitios realmente merecen ser promocionados.





La vero donna

Comentarios

  1. Me parece genial la idea de ir con los peques a la biblioteca. Aquí en Tarragona organizan cuentos, tardes temáticas para los peques... y va muy bien para acercarlos a la lectura. ¡Feliz jueves!

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Vestidos para las BBC de embarazo y lactancia

A tu mujer se le ven las tetas!!!!!