Niño, eso no se toca

Mi bombón de melocotón tiene 14 meses, y creo que desde que cumplió 10 meses y comenzó a dar pasitos cogido de la mano, ya alguna visita, alguien en la calle, amigos y hasta la abuela por Skype, no he parado de escuchar: "niño, eso no se toca!..."

Niño eso no se toca


Es evidente que a los niños se les debe enseñar normas sociales de comportamiento, enseñarles a respetar las cosas de los demás, a no apropiarse de lo ajeno, pero ¿a qué edad exactamente debe hacerse y con qué rigurosidad?.

La verdad es que estoy segura de que a los niños se les puede enseñar muchas cosas, pero poco a poco, con mucho tacto y sobre todo sin presiones, sobre todo en el tema de tocar, porque sus manitas, son su medio de exploración, a través de ellas conocen el mundo. Sentir, palpar, agarrar, también llevarse las cosas a la boca, y como no, hasta andar descalzos y sentir con los pies. 

Hace unos años, cuando nos visitaban nuestros sobrinos pequeños, mi cuñada decía con preocupación que nuestra casa era "anti niños", y en efecto era así, eramos una joven pareja que empezaba a conocer los temas relacionados a la convivencia, y para nosotros ellos se portan bien, es eso o es que somos muy relajados.  También nos pasa con nuestra sobrina de amor, hija de una de mis amigas, ya tiene cinco años, y siempre ha sido muy inquieta, no voy a negar que su mamá es muy concienzuda y siempre está pendiente de ella y la guía en lo que según la educación que ella le proporciona es correcto o no, si cogía el carrito de las verduras, a mí no me molestaba, total los niños debes jugar y así aprender, pero si su mami decía no, entonces yo no me metía, solo observaba y aprendía.

Con nuestro bebé ahora pasa algo similar, en casa la verdad no tiene mucho que tocar, lo que implica peligro está detrás de algún cierre anti niños, y si es verdad que debemos estar pendiente porque no puede ver nada enchufado porque el quiere desconectarlo y tratar de enchufarlo por si mismo, pero de resto todo está en su sitio, porque creo que si le escondo cosas, solo avivo su curiosidad, es mejor explicarle que es y para que sirve y si se pueda dañar, ven te lo muestro y lo ponemos aquí nuevamente...

Eso funciona en casa, sin embargo siempre nos genera preocupación al ir a casa de amigos, tengan hijos o no, dependiendo de la edad que estos tengan serán mas flexibles o no, también dependiendo de como están educando a sus hijos, así, nos hemos encontrado con casas donde solo se puede tocar los juguetes, otras donde es mejor no tocar ningún objeto incluyendo reprimendas al niño si toca algo, sea el niño propio o invitado, amigos con los que ya nos nos vemos sino en restaurantes porque la verdad es que sus casas son como el palacio de Lladró y antes de que el bombón llegara al mundo ya no habían vetado el acceso con niños.

Sé que es casi imposible explicarle a "la abuela miedos", que al niño no le pasará nada porque cogió el timbre inalambico, o a tus amigos que tu niño tiene solo 1 año frente a los cuatro de su sobrino pepito que es muy bueno y no toca nada, pero que el tuyo, si que lo hará, porque tiene un añito, así que toca distraerlo, pero no se quedará sentado como una planta lo que dure la visita, o a tu amigo padre responsable que no te importa que Paquita juegue a sus anchas porque le apetece saltar en salón y no se hará daño porque está jugando con tu hijo y ya has comprobado que es seguro.

Lo cierto es que los niños deben experimentar, jugar y tocar, se les debe proporcionar un ambiente seguro para el disfrute, pero sin exagerar, poco a poco se les irá enseñando a que pueden acceder y a que no, ellos son muy listos, y si no que lo diga la pequeña Emy que no deja a su papá usar los cojines del sofá como almohadón.



Image and video hosting by TinyPic





Comentarios

  1. Yo lo de que según quien se crea o pretenda que mi hija es una planta lo llevo mal! Y eso que aún tiene 4 meses pero hay gente a la que le molesta la simple presencia de un bebé: si llora, si mama, si quiere brazos... Desde luego no lo hacen por fastidiar o ponerte a prueba como por desgracia sostienen algunas personas. Me gusta leer que sabes y defiendes que su manera de conocer el mundo es a través del tacto y la experimentación.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que los hijos nos duelen en el alma, y solo al ser padres se entienden muchas cosas. A mi nunca me han disgustado los niños, pero ahora que tengo a mi hijo, quiero que se mueva, que descubra el mundo y claro, es dificil mediar con los que no están de acuerdo. Por eso ahora o quedo en mi casa o elijo un restaurante o solo merendar fuera si me toca salir con los menos "tolerantes".

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Vestidos para las BBC de embarazo y lactancia

A tu mujer se le ven las tetas!!!!!