El bebé y la comida familiar

Cuando se tiene un hijo, sobre todo si es la primera vez, no se sabe muy bien que se debe hacer con el bebé y la comida familiar. Pareciese un tema sencillo, pero para muchos padres es un quebradero de cabeza.

Existen estilos de padres, los que dan de comer primero a sus hijos y luego comen ellos, los que comen como "pajaritos" es decir rara vez se sientan a la mesa a comer, los que comen con el bebé pero no se relajan y los que disfrutan de la comida en familia.  Estos últimos son mis preferidos, pero ¿como llegar a eso?.

La comida del bebé
© Robert Kneschke - Fotolia.com


Cuando decidimos ser padres, una de las cosas que conversamos fue que queríamos tener cerca a nuestro bebé en todo momento, incluso en las comidas familiares, debido a los horarios laborales, el único momento que coincide toda la familia es durante la cena, así que esta es nuestra comida familiar, aunque como diga el dicho "hay que cenar como un mendigo".

No importa la cantidad que se cene, ni si el bebé está por la labor de comer, es importante acostumbrarlo desde bien pequeñito a comer en familia, ¿cómo?, hoy en día hay muchos recursos, como unas tronas evolutivas que tienen una hamaquita que se coloca a la altura de la mesa, así el bebé que ya habrá tomado el pecho podrá ver a sus padres comer.  Otra forma es que uses un foulard o cualquier elemento de porteo que te permita tener al bebé cerquita de ti y las manos libres para comer, si no tienes estos elementos, simplemente colócalo en su carrito lo mas cerquita a ti y con visión hacia los comensales, o si no estáis muy cansados y te apañas bien con el bebé en brazos pues mantenlo en tu regazo, lo importante es que vea que se toman alimentos y se llevan a la boca, esto si lo haces desde el minuto cero del bebé en casa, le estarás enseñando que las comidas son en familia, que en la mesa hay cosas que la gente puede comer y le despertarás el interés por hacerlo el también.

Cuando son un poco mayorcitos, ya los puedes sentar en su tronita, hazlo sin importar que no tengan apetito, que ya hayan comido, o que debas darle su comidita al mismo tiempo que comes tú, el objetivo es que se familiarice con la actividad.  No esperes solo a la comida familiar, tanto si es bebé como si ya tiene doce años, invítalo siempre a la mesa, en cualquier comida, le crearás el habito y también te divertirás mucho con sus peticiones, deseo de comer e investigar y sus reacciones con los alimentos, y que te digo de cuando comienzan a hablar, tendrás a un divertido acompañante dispuesto a amenizar la velada.

Si crees que vas a utilizar una técnica como baby led weaning, esta es la clave del éxito, porque a partir de los seis meses puedes introducir alimentación complementaria, y al tenerte de modelo desde su nacimiento hasta ese momento, tu bebé está deseoso por comer  lo mismo que tú.

Comer en familia refuerza los lazos de amor entre sus miembros, en una comida, se conversa, se ríe, puedes lograr que te cuente su día, escucharlo, hacer que tu hijo se sienta comprendido, importante, parte del núcleo familiar, las comida familiar no solo alimenta el cuerpo, también el alma y las relaciones entre padres, hijos, abuelos y quien comparta la mesa en la ocasión.

Si eres constante en desarrollar este hábito, cuando tus hijos sean mayores querrán comer con sus padres, y aunque el fantasma de la adolescencia campe en ciertas edades, será mas fácil pedirles que se sienten a comer y establezcan relaciones con el resto de la familia, recuerda que tu bebé crecerá no siempre será ese gordito simpático que se ríe todo el día, así que una forma de prepararse y crear puentes para la etapa difícil es estableciendo actividades familiares, ésta es sencilla, no cuesta nada y con ella se gana muchísimo,



La vero donna









Comentarios

  1. Yo también creo que es importante sentarse juntos en familia a comer. Para mí no hay nada tan especial como las comidas familiares que organizan mis padres. Me encantan y espero que mi Fierecilla pueda disfrutar de estos momentazos, que sentarse a comer es mucho más que alimento!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que bien que puedas disfrutar de tu fierecilla. Depende de la edad no se quedan mucho rato en la mesa, pero vale la pena intentarlo, como dices, esos "momentazos" valen oro.

      Eliminar
  2. Excelente post nosotros solemos hacer lo mismo aunque el padre algunas veces esta y no ...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Emi. Hay dias que se puede comer en conjunto, a veces dos son compañia, lo importante es el sentimiento de familia, sean dos o sea una multitud aprovechar cada espacio con nuestros pequeñines, que crecen tan rápido!

      Eliminar
  3. Hay que tener mucho cuidado con el tipo de alimentación de los recién nacidos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Javine, bueno a un recien nacido le dará el pecho, solo te acompañará en la mesa, hasta los seis la lactancia es exclusiva y a partir de allí ya se puede "complementar", cada padre y madre decide lo mas conveniente para su bebé.

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Vestidos para las BBC de embarazo y lactancia

A tu mujer se le ven las tetas!!!!!